En su uso externo, del pool bancario estudiaría fundamentalmente el riesgo de crédito para empresas y permite a las entidades conocer la estructura de financiación de la compañía. Y estudiar si es el caso, si es posible incluir o no financiación nueva en esta estructura, y la capacidad de la empresa de hacer frente a toda esta deuda.

y en referencia al uso interno, el pool bancario permite a la empresa mantener un registro de su estructura de deuda, así como las condiciones económicas y de garantías que mantiene con cada entidad. Se trata de un documento que permite tener “una fotografía del momento” de la deuda de la empresa para valorar, de forma constante, si necesita cambios para hacer frente al futuro previsible en sus límites , en sus riesgos, negociar renovaciones próximas, etc.

La herramienta creada por Damtec exclusiva para el desarrollo de un pool bancario adecuado permite tener a información interna y externa del nuestro “pool bancario “ de forma actualizada.